Pedro Sánchez pretende imponer «Madrid Central» en toda España

Pedro Sánchez prepara un «Plan Nacional de Calidad del Aire» elaborado por el Ministerio de Transición Ecológica que enviará a la Comisión Europea para su evaluación. En este plan, uno de los objetivos principales pasa por restringir la circulación en todas las ciudades españolas de más de 50.000 habitantes. 

En estas zonas restringidas, los ayuntamientos deberán limitar el acceso de los vehículos más contaminantes y establecer zonas de bajas emisiones. Esta medida causará un gran impacto en el uso de los vehículos personales. Se espera conseguir que se reduzca en un 35% el uso del vehículo en la ciudad y también una reducción del 1,5% anual en el uso interurbano.

Todo esto es una gran noticia para el medio ambiente. Sin embargo, el plan llega sin una contrapartida para ayudar a los ciudadanos a afrontar este cambio. No hay ningún plan real para la sustitución de vehículos contaminantes por vehículos ecológicos. El plan actual cuenta con una dotación irrisoria.

  Los nuevos impuestos de Pedro Sánchez dejarán los coches en manos de los más ricos

Por si fuera poco, la mayoría de provincias españolas de menos de 500.000 habitantes cuentan con unos sistemas de transporte público limitados y pobres. Además, el uso de medios de transporte ecológicos parece no gustar a muchos. Un ejemplo de ello son los patinetes eléctricos, que con una infraestructura muy simple que sólo requiere de carril bici consiguen transportar por la ciudad a sus usuarios de un modo ecológico y eficiente, y se están demonizando para evitar su uso.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here